El milagro de la vida


El señor me dio vida y dentro de mi creo mas vida, yo sufrìa de una terrible enfermedad muy poco conocida pregantpor los mèdicos y por supuesto en mi paìs no muy frecuente, yo no podìa comer. habìa bajado cerca de 13 kilos de peso, no tenìa fuerzas, ya no tenìa vida y mi hijito tenìa tres añitos, el tenìa que verme en tal estado, que daba tristeza, el se acostaba junto a mi y me decìa llorando mamita yo voy a pedirle a DIOSITO que te sane porque yo te amo, era muy difìcil para mi no podìa dedicarle tiempo a mi niño, no tenìa fuerzas; cada dìa la situaciòn era peor. Luego me di cuenta de que estaba embarazada, entonces tenìa que luchar por dos vidas por la mìa y la del nuevo bebè, me pusieron con muchos especialistas y todos decìan que no podìan hacer nada por mi, ellos decìan que el bebè no nacerìa que no pasaba del tercer mes, ademàs que en ese momento padecìa una amenaza de aborto, entonces ya desmoronada completamente, sin fuerzas para vivir pero con muchas ganas, me entreguè al SEÑOR, y aunque yo no podìa comer y me decìan que me iban a conectar alimentaciòn artificial, que era peligrosa pero necesaria porque sino el bebè no iba a crecer, el SEÑOR me alimentaba con su espiritu,

Al sexto mes de embarazo me dieron unos medicamentos para que me los mandara aplicar para madurar los pulmones del bebè porque al sèptimo mes lo tenian que hacer nacer, mi peso era de 42 kilos con siete meses de embarazo y decian que ya tenìa que nacer, pero cuando me hicieròn la ecografìa todo saliò normal con un buen peso, completico, sin ninguna afecciòn, ni nada, todos ellos sorprendidos porque no se explicaban como, si mis examenes de nutriciòn salian muy regulares, bajaban, yo estaba muy delgada, casi no se notaba mi embarazo, pero el SEÑOR tenìa un pròposito para ese bebè que el creo en mi y por eso le dio vida, llegò el momento de nacer casi a los nueve meses, en la cirugìa me aplicaròn un medicamento que me produjo una mala reacciòn, me dio taquicardia etc, le pedì ultraa mi DIOS me regalarà la vida para ver a mis hijos y para compartirla con ellos, naciò con 20 gramos mas de peso que mi otro hijo, completamente sano, rosagante, pero algo pasò despùes de unos minutos vino una pediatra a decirme que mi hijo habìa nacido con una malformaciòn en el estomago y el esofàgo, que le tenìan que practicar de inmediato una primera cirugìa y que despuès vendrìan otras, que tendrìa que comer por una sonda que se conectarìa en el estòmago y que eso serìa un proceso muy largo y que tambièn dependeria de lo que le bebè soportara, yo , con la piernas dormidas, ahogada en llanto, sin poder verlo, le clamè al SEÑOR, “SEÑOR tu me diste un hijo sano completamente, tu me lo diste, por favor que eso sea una equivocaciòn, si no es asì SANALO por favor, te lo entregò mi DIOS.llegò el cirujano que practicarìa la intervenciòn y le dijo a mi esposo usted sabe que es lo que tiene su hijo? y el le contestò: si, el cirujano le dijo: su hijo està completamente SANO!!!!!! yo me enterè dos horas despùes pero celebrè este triunfo para la honra y gloria del señor y no me cansarè de agradecerle por las oportunidades que me ha dado y por la victoria, hoy en dìa mi hijo a quien llamamos Gabriel tiene 7 meses de vida està completamente sano y yo ya puedo comer.

bebe

Para el SEÑOR de SEÑORES infinitos agradecimientos.

Te amo SEÑOR JESUS.

5 de enero de 2008

Johanna Melèndez
Edad: 31
Bogotà, Cundinamarca, Colombia
johan1376@terra.com

Comparte este mensaje